martes, 16 de diciembre de 2014

JUZGAN A LOS BUENOS Y ADORAN A LOS MALOS

Esta palabra y concepto, “Lucifer”, ha sido tan malentendido que provoca pavor y repulsión entre la gente, intentaremos aclarar este asunto, y veremos que no hay nada que temer, en cuanto a su significado real. Proviene del latín lux “luz” y ferre “llevar”, o el portador de luz. En el Diccionario de Mitología Grecorromana de Pierre Grimal se define así: Lucifer: Nombre latino de la divinidad griega Fósforo o Heósforo (la antorcha de la aurora), nombre dado a la ESTRELLA MATUTINA, el astro que anuncia la aurora y trae la luz del día. Significa “el Portador de la Luz”. En la Biblia, en el libro del Apocalipsis cap. 22 ver.16 dice: Yo, Jesús, envié mi ángel a notificaros estas cosas en las iglesias. Yo soy la raíz y la prosapia de David, EL LUCERO BRILLANTE DE LA MAÑANA. El Alquimista Ambrosius Graal describe, en su obra, que al principio de la Creación había una noche oscura y tormentosa, y el primer rayo que surgió de esa negrura fue llamado Lucifer: el Portador de Luz. Fue la primera luz, el primer sonido, el primer relámpago, el único rayo que dura para siempre; y el mismo Lucifer exclamó: “Seré recordado como el eterno rebelde; como aquél que rompió la paz de la oscuridad y la ignorancia infinita. Soy el espíritu en acción, hambriento de conocerse a sí mismo a través de este profundo y negro universo.”¿No llaman igual a la gente que, al abrir los ojos y expandir la conciencia, decide conocerse a sí misma y pareciera ir en contra de las reglas impuestas por la sociedad? ¿Rebeldes? Entonces Lucifer comprendió su misión: sacar conciencia de lo inconsciente, obtener sabiduría de la ignorancia, sacar luz de la oscuridad. Y por lo mismo cayó en la Tierra, que había caído en el dolor de la materia, para ayudar a su habitantes a elevarse espiritualmente. Y el como hombre se conquistó a sí mismo (a lo que se le llama “iluminado”) y narra su llegada a tres diferentes pueblos y un valle. -El primer pueblo adoraba imágenes de piedra, deidades imaginarias, a los que les cantaban y hacían plegarias. Lucifer al ver eso, les dijo que eso era innecesario, que el poder y la divinidad está dentro de ellos mismos; los habitantes no lo aceptaron y lo llamaron blasfemo, así que Lucifer decidió seguir su camino. -El segundo pueblo era de gente más ciega e ignorante, proclamaban tener un dios proclive a sacrificios y castigos, se llamaban a sí mismos “el pueblo elegido”, considerándose superiores a los demás y merecedores de conquistar todo el mundo. Lucifer les dijo que su dios era falso, una proyección de ellos mismos, de su ignorancia, ambición, agresividad. Lo llamaron blasfemo, pero estas personas al ser más ignorantes que el pueblo anterior, se le fueron a golpes y palos, hasta sacarlo del pueblo y sepultarlo entre escombros. Se levantó apartando los escombros, aunque su cuerpo había sido lastimado su espíritu estaba intacto, y siguió su camino. -El tercer pueblo era más hermoso y lujoso, y en la plaza central tenía escrito en una columna de oro y piedras preciosas la frase “todo tiene un precio”. El dios de este pueblo era el Dinero, y por este vendían sus mujeres e hijas, incluso a ellos mismos. Lucifer sintió incluso asco por estas personas, y les exclamó que el jamás sería un siervo ni un esclavo de nada ni nadie, y siguió su camino. Esta vez algunas personas, al ver algo diferente en el, lo siguieron e incluso le ofrecieron fuertes sumas de dinero para que les contara sus secretos, pero Lucifer jamás se vendió. -Después llegó a un valle donde se había realizado una gran batalla, pero Lucifer no vió gran diferencia entre los cadáveres que yacían ahí y la gente de los pueblos que había visitado, pues “los vivos que no han comprendido están muertos en su propia ignorancia”. Encontró un hombre herido, al que, con su poder sanador, curó. Este hombre le preguntó quién era el, a lo que respondió: “Soy el Portador de la Luz, la conciencia que se manifiesta bajo forma humana. Soy la fuerza que se esconde tras cada ser, cada hombre y mujer, cada bestia y cosa.” Lucifer se fué a refugiar a “la Montaña del Dragón”, pero mucha gente llegó a buscarlo, se había vuelto famoso por su hazaña de curar al hombre herido, y así Lucifer se convirtió en Maestro, primero de pocos y luego de muchos. El enseñaba que no hay nada que aprender, pues toda claridad y sabiduría ya se encuentra en el corazón de cada ser viviente. Pero la gente comenzó a cometer el error que hasta la fecha se sigue cometiendo, y es que dejaron de mirar hacia adentro para dirigir su atención hacia afuera, hacia la imagen del maestro, para adorarlo y volverse dependientes de el. Viendo esto decidió reunirlos para anunciarles que había decidido abandonar el mundo, y entonces sus seguidores se lamentaron. Pero Lucifer les dió un ultimo discurso, el cual incluía ésta verdad: “Sólo quien se conoce a sí mismo, conoce su razón de ser, conoce su destino y deja de ser parte del rebaño.” Notemos que en esta obra de Ambrosius Graal vemos algunas similitudes entre Lucifer y Jesucristo: Llegó a pueblos a dar “su palabra”, llegaron a agredirlo físicamente con intención de matarlo, sano a un herido salvándolo de la muerte, tuvo discípulos y “abandonó el mundo” (me recuerda a la ascensión de Jesús a los cielos). La influencia que Lucifer o su concepto ha tenido en la Sociedad Teosófica ha sido mal entendido, llegando a satanizar todo lo relacionado con “la nueva era”. En el Siglo XIX HP Blavatsky y Mabel Collins publicaron una revista llamada “Lucifer Magazine”, refiriéndose al “Portador de Luz”, obviamente años después, gente que no conoce el verdadero origen de la palabra y concepto “Lucifer”, se escandalizaron refiriéndose a la nueva era como “luciferina” o malévola. Yo no digo que todo lo que se habla de la nueva era sea verdadero, pero podríamos ser un poco mas analíticos, para separar lo verdadero de lo falso, y no generalizar. En la Doctrina Secreta Tomo I dice acerca de Lucifer: “Al diablo le llama ahora la Iglesia “tinieblas”, mientras que en la Biblia en el libro de Job, se le da el nombre de Hijo de Dios, la estrella resplandeciente de la mañana, Lucifer. Existe un completo sistema filosófico de artificio dogmático, en la razón porque el primer Arcángel que brotó de las profundidades del Caos, fué llamado Lux (Lucifer), el hijo luminoso de la mañana o Aurora Manvantárica. Fué transformado por la Iglesia en Lucifer o Satán, porque era más antiguo y de rango más elevado que Jehovah, y tenía que ser sacrificado al nuevo dogma.” Este Lucifer del que hablamos aquí no tiene nada que ver con seres extra dimensionales negativos o del bajo Astral, no estoy diciendo que eso no exista, pero lo que aquí tratamos es el significado original de “Lucifer”. En la parte II continuaremos con más detalles acerca de este tema, por ejemplo la interpretación que los griegos tenían y su relación con el planeta Venus. Saludos. Fuentes: Libros: -Lucifer: Ambrosius Graal -La Doctrina Secreta Tomo I : H.P. Blavatsky Imágenes procedentes de Google

http://granmisterio.org/2014/09/30/lucifer-angel-caido-o-portador-de-luz-parte-1/

Entradas populares

La Conexión Atlante

Follow by Email